1280 almas, de Jim Thompson

Nick Corey, protagonista principal de la novela de Jim Thompson 1280 almas, es uno de esos productos ficcionales que con el paso del tiempo se hacen tangibles, físicamente reales. En un comienzo, ante el lector se presenta como un pobre paleto, como un sheriff al que todo el mundo puede vapulear y cuyo entendimiento de […]

La Casa de Dios, de Samuel Shem

Si aún no se hubiera escrito La Casa de Dios, alguien tendría que hacerlo. Esta sentencia puede parecer una reflexión vacua o, incluso, un topicazo. Con todo, no me retracto. Creo que es la idea con más poso que he deducido tras la hora y media reflexión y análisis que durante este nuevo programa dedicamos […]

La clase media descrita por John Updike

Escapar de una vida aburrida y buscarle un sentido. Encontrar su lugar en el mundo o simplemente huir del que tenía asignado… Ir a comprar tabaco y no volver jamás. Todo ello es lo que hizo Harry “Conejo” Angstrom, el típico ciudadano de la clase media americana que tiene una familia, un trabajo y paga […]

Corre, Conejo, de John Updike

La Milana Bonita se concibió como un grupo de amigos a los que les gustaba leer y les apetecía reunirse para comentar libros. Después se pensó que lo ideal sería abrir esas tertulias a la universalidad de las ondas radiofónicas en la red, a modo de podcast. Y así, casi sin darnos cuenta y gracias […]

La Palabra Escondida: flecha, buhoneros y sentina

Después de la lectura de Los viajes de Gulliver no solo aprendimos el término liliputiense, si afinamos la lectura nos daremos cuenta de que existen infinidad de palabritas susceptibles de ser analizadas.  Definiciones y sinónimos nos acompañan en esta nueva edición de La Palabra Escondida. ¿Cuántos sinónimos existen para flecha? ¿Qué es un buhonero? ¿Saben […]

La Palabra Escondida: atomizador, artesa y rebullir

Mientras intentábamos descubrir quién era el ladrón de “La milana de oro” (en nuestro programa dedicado a la figura de Dashiell Hammett y su novela más conocida) , las palabras  de El Halcon Maltés no paraban de apelotonarse en nuestras mentes. Para comprobar nuestra atención los dejamos con nuestras tres últimas palabras escondidas. ¡Que las disfruten ! ¡ Dale al play! […]